Ahora puedes personalizar la edición que más se ajusta a tus preferencias.

Nuevo
Para combatir la humedad en las plantas, todos los días se voltean al mediodía / Fotografía: Daniel Ayala EL DEBATE

Para combatir la humedad en las plantas, todos los días se voltean al mediodía / Fotografía: Daniel Ayala EL DEBATE

Guamuchil

Les llueve sobre mojado a los cacahuateros de Mocorito

En estos momentos muchos productores rezan para que cese el agua y poder rescatar la cosecha

Avatar del

Por: Bardo Villa

Mocorito, Sinaloa.- El clima carga loco a muchos productores de cacahuate en el Pueblo Mágico de Mocorito, pues cuando menos se lo esperan cae una fuerte lluvia y pone en riesgo los cultivos que ya están enchorizados, listos para ser trillados.

El productor de la comunidad El Tule, René López, manifiesta que en estos momentos hay desespero entre una gran cantidad de cacahuateros debido a la humedad que tienen las matas y esto podría ser catastrófico en las ganancias esperadas si no cesan las lluvias, ya que el producto se podría manchar, bajaría mucho de precio y ya no sería atractivo para el comprador. 

“Sin duda alguna tanta lluvia y humedad que hay nos está afectando y lo que más nos conviene ahorita es que de ya se cortara la lluvia, pues estamos en plena cosecha de cacahuate y lamentablemente los cultivos que ya están arrancados, enchorizados, ya les han caído dos o tres aguas arriba y seguro el producto ya está manchado.

Una buena lluvia podría echar a perder el cultivo / Fotografía: Daniel Ayala EL DEBATE

A ese cacahuate se le tiene que aplicar más inversión y trabajo para rescatar todo lo que se pueda y desafortunadamente venderlo más barato, esto porque ya el comprador no ve la calidad que debe de tener. Las cosas se están poniendo críticas debido a las lluvias, que no han dado pie a levantar las cosechas y a tener granos de primera calidad.

No nos queda más que esperar a que se componga el temporal, a que salga fuerte el sol dos o tres días seguidos para voltear las matas de cacahuate y que se sequen para trillarlas.

Por cierto, se está viendo que mucho producto está desprendido de la planta y ese queda en la tierra, ahí no lo agarra la máquina, si se quiere rescatar algo el trabajo tiene que ser manual y pues para ello se requiere de mucho esfuerzo, esto sería otra preocupación para muchos de nosotros”, afirma René López. Cabe resaltar que este detalle se ve en los que sembraron en la primera lluvia del mes de junio.

En esta nota: