Ahora puedes personalizar la edición que más se ajusta a tus preferencias.

Nuevo
Tumbas muy coloridas se vieron en los panteones / Fotografía: Matías Rodríguez EL DEBATE

Tumbas muy coloridas se vieron en los panteones / Fotografía: Matías Rodríguez EL DEBATE

Guamuchil

Se vive la fiesta del día de muertos en la región

Centenares de personas acudieron a los panteones con sus ofrendas para sus fieles difuntos, felices recordando anécdotas de los que ya no están

Avatar del

Por: Abigaíl Soto

1/5
Fotografía: Matías Rodríguez EL DEBATE

Fotografía: Matías Rodríguez EL DEBATE

Fotografía: Matías Rodríguez EL DEBATE

Fotografía: Matías Rodríguez EL DEBATE

Fotografía: Matías Rodríguez EL DEBATE

Fotografía: Matías Rodríguez EL DEBATE

Fotografía: Matías Rodríguez EL DEBATE

Fotografía: Matías Rodríguez EL DEBATE

Fotografía: Matías Rodríguez EL DEBATE

Fotografía: Matías Rodríguez EL DEBATE

Guamúchil, Sinaloa.- Familias reviven las tradiciones de días de muertos en panteones de la región del évora, donde la fiesta de vivos y muertos se unen para recordar todos aquellos bellos momentos que se vivieron con sus fieles difuntos.

Centenares de personas desde muy temprano empezaron a llegar con sus flores, arreglos y veladoras para ponerlos como ofrendas a sus seres queridos que se adelantaron y así durante el tiempo que visitan los restos de sus familiares recuerdan los buenos y malos momentos con un gran sentimientos de sentirlos cerca y aunque no están físicamente los siguen teniendo dentro de su corazón y su memoria, comentó Karina Bojórquez, quien visita a su padre en el Panteón de Alhuey, Angostura.

Los hermanos Juanita e Ignacio Duarte Angulo comentan que siempre visitan juntos los panteones pare recordar a sus viejos (padres), quienes tienen más de 20 años que ya no están con ellos, su padre se encuentra en el panteón municipal de Mocorito “Reforma” y su mamá en el panteón municipal de Salvador Alvarado, por ello a muy temprana hora se reúnen en Mocorito para posteriormente trasladarse a Guamúchil a venerar a su madres, indican que al principio fue difícil reunirse los más de 13 hijos, pero hubo años que si estuvieron todos, quienes tenía una tradición muy particular, pues les gusta mucho cantar y tocar algunos instrumentos y así fue como año con año han hecho de la música un bonito recuerdo, saber que sus padres lo disfrutan en el más allá. 

Por su parte Guillermina Ramírez Flores, comentó que para ella el día de muertos es un día muy especial, porque es venerar a sus fieles difuntos, festejar una tradición de antepasados, además señaló que es muy bonito ver las ofrendas y tradiciones de otras personas, pues ella pertenece a la ciudad de Guanajuato, sin embargo por cuestiones laborales se encuentra en Guamúchil y señaló que existen algunas costumbres muy parecidas, pues los familiares de los difuntos llevan flores y las comidas favoritas y siempre pasan el día con ellos, agregó que a como ha ido el paso de los años la tradición ha perdido un poco de fuerza, pues las nuevas generaciones no están muy interesados, hay muchas tumbas solas que no tienen visitas y eso es muy feo, pues es tiempo de que se haga una nueva valoración de las tradiciones.

Personas le llevan flores a sus seres queridos / Fotografía: Matías Rodríguez EL DEBATE

En esta nota: